Entrevista con Emmanuel Becheau de rones J.M.

becheau

Cyrille Hugon: ¿Cuánto tiempo lleva trabajando en J.M.?

Emmanuel Becheau: Mi experiencia profesional comenzó en Héritiers Crassous de Médeuil en junio de 1997, donde desempeñé el puesto de Director Comercial hasta 2002 (fecha de la recompra de la sociedad por parte de GBH, el Grupo Bernard Hayot). Durante esta primera etapa, rápidamente pasé a ocuparme de la gestión de los añejamientos. Después, entre 2002 y 2012 ocupé las funciones de Director de Producción de los Herederos H. Clément, manteniendo al mismo tiempo una presencia semanal en la finca de Fonds-Préville, donde me ocupaba de la producción y envejecimiento de los rones. Desde 2012 me ocupo exclusivamente de la destilería de Fonds-Préville y de los rones producidos y envejecidos allí.

CH: A menudo se presenta a J.M. como un caso aparte en el mundo del ron. ¿Cómo explicaría usted esta singularidad? ¿Existe algún factor predominante?

EB: A menudo se considera que J.M. es un enigma, un caso especial. Si respondiese a su pregunta, el mito se derrumbaría como un castillo de naipes. ¿Realmente quiero hacer eso? Es cierto que J.M. se beneficia de una relación especial entre nuestro ron y los consumidores que se ha ido alimentando durante siglos. Este lazo inquebrantable es también un lazo natural en el que no hay ningún tipo de artificio. Todos los días, nuevos visitantes nos hacen felices al visitar nuestra finca, nuestra destilería y nuestros productos. Cuando terminan su visita, tengo la sensación de que hemos cumplido nuestro objetivo: ofrecer productos de alta calidad. Yo realizo este trabajo cada día acompañado de mi pequeño equipo, seis colaboradores que han desarrollado toda su carrera con nosotros y que cada día ponen toda su pasión en el trabajo. Soy consciente de que no he respondido a su pregunta con exactitud, pero nada sería posible si no hubiera pasión.

CH: También se presenta a la destilería J.M. como una de las mejor conservadas y más auténticas de Martinica. Hace unos años, la recompra por parte del grupo Hayot provocó que cundiese el temor entre los fans de la destilería. ¿Cómo está el tema en la actualidad?

EB: No entiendo esta inquietud. ¿Usted cree que sería posible trasladar semejante sitio a otro lugar de Martinica? No, por favor, seamos serios. La destilería de Fonds-Préville es la más antigua en activo de Martinica. En 1790, en este lugar ya se fabricaba ron. Por supuesto, no de la misma calidad que el que producimos hoy en día, pero también era ron. Este lugar se ha mantenido a lo largo de dos siglos. Los propietarios se han ido sucediendo, y entre todos han hecho posible que esta pequeña empresa siga existiendo hoy en día. No olvidemos que a principios del siglo XX la isla tenía trescientas destilerías y hoy en día solo quedan siete. Entonces, ¿cree usted que queremos que todo esto se destruya? No, no está en nuestro ánimo, todo lo contrario: continuaremos desarrollando este lugar persiguiendo un alto nivel de calidad en todos los sentidos. 

vieux-jm

CH: Ahora que el ron agrícola se ha convertido en el centro de atención, especialmente en EE. UU., ¿cómo ve usted el futuro de J.M.?

EB: Nuestro desarrollo está ligado a la exportación. Hoy en día, el mercado en Francia está limitado a los rones de sus territorios de ultramar, y nosotros exportamos el 100% de ese contingente. Por tanto, nuestras posibilidades de expansión en ese mercado son limitadas, incluso en el caso de que el rhum vieux vaya sustituyendo al blanco de forma progresiva. En lo que respecta a la exportación, es una verdadera carrera de obstáculos. No olvidemos que el ron agrícola representa el 2% de la producción global de ron, y que J.M. representa únicamente el 2% de la producción de ron agrícola. Por lo tanto, nosotros no existimos realmente en el universo del ron. Tan solo ocupamos un pequeño nicho y solamente intentamos disfrutar de ese pequeño espacio… con humildad. Este desarrollo se construye día a día.

CH: ¿Tiene usted la intención de seguir la misma senda que HSE, por ejemplo, multiplicando las variantes?

EB: Es sorprendente que solo hablemos de los rones por sus iniciales. HSE y J.M. Una gran pirueta para evitar hablar de esos agitadores del mercado que son HSE. La investigación y la innovación son elementos muy presentes en Martinica. Los ejemplos de los últimos seis años hablan por sí mismos. Por eso, voy a guardarme mis secretos y le mantendré a usted en suspenso un poco más. Lo que sí es cierto es que la rivalidad entre nosotros es un excelente estímulo para ambos.

CH: Para terminar, ¿podría definir J.M. en cinco palabras?

EB: Pasión, autenticidad, calidad, singularidad e atemporalidad.

No Comments Yet

Comments are closed

L'abus d'alcool est dangereux pour la santé. À consommer avec modération.
X
preloader